Grandvalira Hall

_interiores /2017

Renovación del hall de acceso a la estación de ski. Un espacio con las taquillas de los forfaits, mostrador de escuela de esquí, snowboard y zona de información.

share on facebook share on twitter share on linkedin share on mail share on delicius share on blinklist share on pinterest

En una constante apuesta por la innovación, Saetde ha encargado al Stone Designs la renovación del antiguo acceso a la estación del Pas de la Casa. Un espacio que alberga tanto las taquillas de los forfaits de ida, como los de temporada, mostrador de escuela de esquí y snowboard, así como zona de información.

Un complejo que por su altísimo tránsito diario bien podría ser una estación de metro. Un lugar deprimido y oscuro que no era la mejor carta de bienvenida a una estación de esquí de esta categoría.

Dentro de la distribución del espacio, algo que sin duda fallaba por encima de lo meramente estético era la acústica. En un espacio construido enteramente de hormigón en el que solo hay gente hablando y andando con botas de esquiar, se convertía en un verdadero problema.

La premisa era, además de solucionar todos los aspectos de la distribución y operacionales que se les planteaban, conseguir un confort acústico y que no dejara de ser un lugar cálido y acogedor en el que los visitantes se puedan llevar la mejor impresión posible.

Inspirándonos en las montañas que rodean el edificio, se ha creado una segunda piel sobre el techo que representa, en una gama de colores cálidos, la orografía del terreno. Ahí se simula la luz del sol al atardecer proyectando sombras sobre las laderas de la montaña. Este elemento no es otra cosa que enormes paneles acústicos. Al estar realizados en espuma de poliuretano y tela, ayudan enormemente a absorber el sonido que se genera debajo.

El suelo por el contrario representa un cielo nublado con diferentes tonos de losetas de moqueta. De esta forma, es como si hubiéramos invertido el paisaje.

Para enfatizar el concepto sin caer en elementos superfluos, se ha utilizado el acabado en roble natural para cubrir todas las paredes que visten el hall. Roble que, por otro lado, contrasta con el movimiento que generan los mostradores de las taquillas inspirados en las formas de los esquís o de los trineos, coronados por unos números corpóreos que le confieren un aspecto retro, casi como de un antiguo cine.

image
image
image
image
image
image
image
image
image

El vaciado de una montaña es lo que nos ha inspirado para crear el nuevo acceso a pistas en la estación de Pas de la Casa. Unos elementos que, además de aportarle color y vida a un espacio frío y sombrío, generan un confort acústico que se agradece enormemente en un lugar con tanto tránsito.

Sumado a la combinación de la madera con el fieltro y la moqueta del suelo, convierten las nuevas taquillas en un lugar mucho más cálido y confortable donde esperar para disfrutar de un gran día en la nieve.

image
image